Elecciones, elecciones y más elecciones, al menos cada 3 años a nivel federal vemos un auténtico desfile de siglas y colores, los partidos políticos participan en las contiendas electorales haciendo uso de diversos recursos para lograr el voto de los ciudadanos empadronados, algunos partidos aparecen como flamantes debutantes y desaparecen rápidamente al no pasar el «filtro» de la primera elección. Al corte del día de hoy, tenemos 10 partidos que participarán en la contienda de 2021, la gran pregunta es ¿la existencia de tantos partidos políticos abona al desarrollo democrático en México?.

Atendamos en principio de cuentas al «espíritu del legislador», es decir, ¿qué motivos impulsaron a los legisladores que en 1977 aprobaron la reforma política que incorporó en la Constitución la noción de partido político con un nuevo carácter?, así como la Ley Federal de Organizaciones Políticas y Procesos Electorales. Pues bueno, en ese momento y dadas las condiciones desventajosas de los partidos políticos de la época, se pensó que debía garantizarse su existencia mediante el reconocimiento de una serie de derechos y prerrogativas, tal vez los más sonados fueron el acceso a los medios de comunicación y al financiamiento público.

Los legisladores de 1977 fundamentaron esta reforma al reconocer en los partidos políticos dos valores centrales que justificarían su existencia, se declaró que los mismos son:

«Entidades de interés público» e «Intermediarios necesarios en la vida democrática».

Esa reforma sentó las bases para que nuestro país viviera una nueva realidad pluripartidista, aunado a lo anterior la composición de la Cámara de Diputados se vio modificada, pasando de 400 miembros a 500, esos nuevos integrantes serían electos bajo el principio de representación proporcional, sin duda fue una reforma de gran calado que abriría las puertas a la participación organizada.

Trato de contestar la pregunta inicial reconociendo que nuestra democracia aún es joven e inmadura, tengo que decir que esta pasó de la abstinencia a la embriaguez… basta recordar que las limitaciones legales provocaron que de 1958 a 1977 no hubiera partido nuevo alguno que contendiera en las elecciones presidenciales. Durante muchos años el PRI y el PAN se enfrentaron en procesos electorales que siempre ganaba el primero, algunos pequeños partidos (PARM, PPS) se aliaban al PRI, pero no añadían mucha fuerza. Esa competencia de 2, es ahora contrastada por contiendas saturadas de ofertas partidistas, dicha situación molesta a los ciudadanos que continuamente expresan que hay demasiados partidos políticos, se sienten agobiados con el exceso de propaganda y al final el electorado se «pierde» ante las nuevas ofertas un tanto difusas que no dejan claro cuál es su intención y que ideas representan.

Al inicio de este artículo hice referencia al «espíritu del legislador» porque hay que ir más allá de la molestia, tratar de encontrar en la historia y en los antecedentes, las respuestas que nos den luz para saber por qué nos encontramos en este momento.

Considero que la existencia de partidos políticos variados abona al desarrollo democrático de México siempre y cuando sus objetivos sean claros y medibles, que su militancia se sume de forma libre y consciente de su aportación a la cultura política, den a conocer sus intenciones e ideas respecto a la gestión de gobierno y el trabajo parlamentario, se evalúe su relación con el gobierno en turno —sea como oposición o como partido gobernante—, vivan los valores democráticos en su interior, sus actos se encuentren apegados a la ley, su relación con organizaciones sociales sea sana y sus intenciones frente al país sean claras y estructuradas.

Así y solo así se justifica su existencia, no importa si son partidos nuevos o viejos, muchos o pocos, debemos saber si efectivamente son entidades de interés público e intermediarios en la vida democrática, o por otro lado, liderazgos y pequeños grupos urgidos de vivir del financiamiento público.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s